PUBLICACIONES ARQUITASA
ARQTUALIDAD ARQUITASA
15 05 2018

LOS PUEBLOS SE QUEDAN SIN BANCOS

La “desertificación bancaría” deja a los pueblos sin prestaciones

bancos para personas mayores

Progresiva desaparición de las oficinas bancarias

Hemos hablado en reiteradas ocasiones de la despoblación de gran parte del territorio español. A todos los inconvenientes que sufren las zonas despobladas, debemos añadir la progresiva desaparición de las oficinas bancarias. En los últimos años se han cerrado más de 20.000 sucursales bancarias. En las grandes ciudades los locales cerrados pueden ser reutilizados, pudiendo servir para otras actividades, pero en los pueblos de gran parte de la geografía española no tienen reconversión posible, afectando notablemente a su valor, que “cae en picado”. Pero lo verdaderamente grave es la desaparición de los servicios bancarios de todo tipo. Se está produciendo un nuevo tipo de marginación, la conocida comoexclusión financiera

Pérdida de las prestaciones más tradicionales

Por otro lado, la reconversión del sector financiero, con las continuas fusiones y absorciones ha hecho desaparecer gran número de oficinas bancarias, abandonado las grandes corporaciones las zonas con poca “masa crítica” para su volumen de negocio. En las poblaciones grandes, con una población media más joven y preparada, gran parte de los servicios bancarios se desarrollan a través de las nuevas tecnologías. Sin embargo, en las zonas rurales y en los pueblos pequeños, con una población envejecida, alejada y desconocedora del mundo digital, no existen alternativas para las prestaciones tradicionales que ofrecían los bancos y sobre todo las Cajas de Ahorro, aniquiladas por los efectos de laburbuja inmobiliaria

BANKIA MOVIL PARA MAYORES

Bankia movil para mayores

Andalucía la más afectada por la “desertificación bancaria”

Más de 5.000 pueblos y una población cercana a los tres millones de habitantes, se han quedado sin ningún tipo de sucursal bancaria, no teniendo, ni siquiera un triste cajero automático donde poder sacar dinero. En la Comunidad Autónoma de Castilla León, más de la mitad de los pueblos no tienen oficina bancaria alguna. En Andalucía, todavía es peor, con una auténtica desertificación bancaria  Aunque existe algún tipo de “servicio bancario ambulante” prestado por alguna entidad, es un hecho contrastado que un sector considerable de la población española, que además tiene un pésimo acceso a internet y en la mayoría de los casos, un total analfabetismo digital, no tiene ningún servicio bancario. Es decir, muchos españoles con pocos medios, deben hacer largos desplazamientos para sacar o meter dinero, para pedir un crédito, para pagar impuestos o para recibir cualquier tipo de asesoramiento financiero.

Publicaciones
relacionadas

En nuestro sitio web utilizamos cookies propias y de terceros para recoger datos estadísticos sobre el uso de nuestra web. Si navegas por nuestra web, estarás aceptando el uso de las cookies Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar