arquitasa logo PUBLICACIONES ARQUITASA
ARQTUALIDAD ARQUITASA
14 09 2020

EL VALOR DE LA EDUCACIÓN PRESENCIAL

Ya estamos en septiembre y este año con un poco más de desconcierto. ¿Qué va a pasar? ¿Podrán nuestros niños volver a las aulas? ¿Cómo será este regreso tan incierto? Ya nos estamos imaginando en nuestra cabeza los libros, las mochilas, los uniformes y por supuesto, las mascarillas. Una vuelta al colegio atípica, como todo lo que estamos viviendo este año. Las medidas de seguridad se implementarán pero… ¿tendrán que volver los niños a casa porque aumenten los contagios? Y lo peor de todo ¿Estamos preparados para volver a dar clases online?

Durante estos días son muchos los padres que han manifestado en varios medios de comunicación su malestar por el hecho de que los centros obliguen a comprar aparatos electrónicos para seguir así las clases. En caso de que se tenga que volver a cerrar los colegios, las tablets les serían de gran utilidad para dar clase  en remoto. Sin embargo, aunque muchos crean lo contrario, no somos un país preparado. Según los últimos datos del Instituto Nacional de Estadística, apenas el 91% de los alumnos tendría conexión a internet mientras que, en caso de acudir presencialmente a clase, el 96, 8% de las aulas están dotadas de esta red inalámbrica. Muchos han sido los damnificados en este confinamiento y es algo que no se puede volver a repetir. Niños que se han quedado sin poder seguir las clases porque no tenían los medios necesarios. Una realidad difícil de asumir.

¿PODRÍA ESPAÑA EDUCAR DESDE CASA?

Porque no somos conscientes de lo que tenemos hasta que en algún momento de nuestra vida lo perdemos. Así ha pasado este año. Hemos visto como nos privaban de muchas cosas. Porque para todos ha sido difícil este confinamiento pero, seamos sinceros, para algunos más que para otros. Muchas familias han visto en esta cuarentena una carrera de obstáculos donde muchas veces se encontraban en una cuesta en la que no se veía la cima. ¿Por qué? Porque la pandemia no ha afectado a todos por igual.

Lo sabemos y ha sido una realidad. La educación es un derecho fundamental y en muchos pueblos se las han visto y se las han deseado para que los más pequeños pudiesen seguir con sus clases. Parece una tontería pero solo el simple hecho de tener internet en casa se convierte en un privilegio enorme del que no somos conscientes. Y ahora viene el momento en el que hay que tener presente lo siguiente: que no debemos dar nada por hecho y que no todo el mundo tiene las mismas oportunidades. Es lo que ha ocurrido durante estos meses.

Por eso se tienen que poner todos los medios para que se pueda volver a las aulas de forma presencial. Lo primero porque no estamos preparados para vivir otro encierro y lo segundo porque los más pequeños y los que ya no lo son tanto necesitan una educación con todos los medios a su alcance. No podemos permitir que los niños de las familias más vulnerables no puedan seguir con sus clases por el simple hecho de no contar con una red Wi-fi. A este problema, como a muchos otros, hay que ponerle una solución.

LOS PADRES, LOS GRANDES SUFRIDORES

Porque también hemos visto como era tarea imposible conciliar el teletrabajo con ayudar a los niños con los deberes. Se convertía también en uno de los mayores desafíos de la pandemia. Porque al igual que ha ocurrido con el teletrabajo también ha pasado con las clases a distancia. Imposible concentrarse cuando no se tiene espacio suficiente. ¿Quién controla eso? ¿Éramos conscientes de que en muchos hogares españoles era imposible lo que se estaba pidiendo?

Las casas, en ocasiones, tampoco estaban adaptadas para que todos tuviesen su espacio de trabajo y en muchas se las veían y se las deseaban para que todo estuviese bajo control. Muchos padres han derramado sangre, sudor y lágrimas durante este periodo de confinamiento y por eso, seis meses después, la situación no puede repetirse.

Bien es cierto que los rebrotes vuelven a sembrar el pánico en nuestro país ¿qué va a pasar? ¿Cuándo llegará la vacuna para que podamos volver a respirar? ¿Estamos preparados para todo un curso completo on- line? ¿Qué nos deparará lo que queda de 2020?

EL CORONAVIRUS MATÓ A LA OFICINA TRADICIONAL

 

VUELTA A LA NORMALIDAD EN OFICINAS Y COLEGIOS

Porque estamos aprendiendo a convivir con el virus y eso hace que muchos ya estén volviendo a la oficina y los más pequeños se preparen para comenzar el curso escolar. No sabemos lo que está por venir pero sí que sabemos todo aquello que no queremos volver a vivir. Porque aunque parece que el confinamiento total es una idea que ha desaparecido de la cabeza de muchos políticos españoles, la sombra de marzo aún planea en nuestras cabezas.

Preferimos no pensar y actuar. Eso es lo que tenemos que hacer todos ahora. Centrarnos en conseguir frenar los rebrotes y que la vuelta a las aulas y a los trabajos se lleve a cabo de la mejor forma posible. Y, ¿cómo se consigue todo eso? Sin hacer locuras y siendo consciente de que el coronavirus aún sigue entre nosotros, que no ha desaparecido, que la gente se sigue contagiando y que hay que tener respeto.

Porque el 2020 va a ser, y en eso creo que coincidimos todos, un año para olvidar. Pero, mientras tanto, debemos ser conscientes de que muchos niños no pueden seguir su educación desde sus hogares ya que no tienen los medios suficientes y la educación tiene que ser presencial. Porque a España todavía le queda mucho por avanzar y las desigualdades alguna vez, y ojalá que sea pronto, se tendrán que acabar.

Mientras tanto esperamos como agua de mayo esa vacuna que nos haga quitarnos la mascarilla y recuperar de nuevo la sonrisa, una sonrisa que no se ha ido que simplemente ha desaparecido. Porque esperemos que muy pronto todo haya quedado en un mal sueño y podamos volver a sentirnos más cerca, esta vez, de verdad.

Publicaciones
relacionadas

En nuestro sitio web utilizamos cookies propias y de terceros para recoger datos estadísticos sobre el uso de nuestra web. Si navegas por nuestra web, estarás aceptando el uso de las cookies Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para «permitir cookies» y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar» estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar